Google+ Badge

lunes, 14 de septiembre de 2009

“Existen dos formas de ver la vida.
Una es pensar que no existen los
Milagros. Y la otra es pensar que
que todo es un Milagro.”

Albert Einstein

INTRODUCCIÓN

Cada segundo, cada minuto, cada hora de nuestra vida, estamos llamados a comprometernos para construir el bien común.
Me pregunto si en nuestra patria, en pleno siglo XXI, podríamos encontrar a una mujer que respondiera a los valores supremos de la vida. A darse al prójimo sin pedir nada. Una mujer que demostrara coherencia entre el pensar, el hacer y el sentir, ya que su ejemplo nos haría ser mejores personas.
La presente investigación pretende responder a esta pregunta. He de referirme a la Sra. Silvia Stengel de Pereda.
-“Pertenecemos a una generación inquieta que busca caminos nuevos y que se sabe con recursos para superar sus fracasos y vencer sus dificultades.
“Por esto es necesario que la comunidad nacional, que ha demorado su propio andar, recobre sus fuerza vitales y se reorganice. Esta es una tarea de toda la comunidad; de todos sus hombres llamados a intervenir como sujetos activos de una empresa espiritual y humana, no como simples objetos de un reordenamiento externo, el cual sería efímero.
“Por eso mismo, lo que no fuera producto de una persuasión interior recta, que se pudiera manifestar por el consenso activo de todos, sino tan solo el resultado de un orden externo, acumularía en los profundo de los ánimos, resistencias ocultas que seguirían buscando siempre la ocasión de manifestarse.” ICN 196

Desde el mismo instante del nacimiento, la persona adquiere en plenitud los derechos y deberes inviolables y universales, y por lo tanto son inalienables. Es decir una serie de “cualidades y circunstancias que hacen a esencia de su personalidad y que la determinan como ser individual, único e irrepetible”.
El hombre es por naturaleza un “ser social”, como bien lo señalan diversos filósofos en el transcurso de la historia del pensamiento, porque necesita la reciprocidad con sus congéneres para su total y plena realización.
Si embargo, nos preguntamos cuál será la manera más eficaz de asumir el compromiso en el campo social. Además dudamos ante la forma de llevarlo a cabo para que el mismo sea concreto y permanente.
Sabemos que ésta es la cualidad pertinente para establecer lazos con el prójimo, en una sana convivencia.
Rousseau afirmaba que la vida social era resultado de un “contrato social”.
Otros pensadores hablan de “una superestructura” en la que se consagran e inmolan los derechos y libertades por un fin colectivo.
Sostenemos que la persona es el fundamento y el fin de todo orden social, íntegramente considerada en su dignidad personal y su ser social; en su dimensión terrenal y en su dimensión trascendente.
“La índole social del Hombre demuestra que el desarrollo de la persona humana y el crecimiento de la propia sociedad están mutuamente condicionados. Porque el principio, el sujeto y el fin de todas las instituciones sociales es y debe ser la persona humana, la cual, por su misma naturaleza, tiene absoluta necesidad de la vida social.
(GS, 25)



DESARROLLO:
“Silvia vivió no para buscar el bien suyo sino el bien de todos”
Mons. Scozzina-
21/02/ 2002
La señora Silvia Stengel de Pereda tuvo esta llama interior y es ejemplo de vida para todos los argentinos.
Se puede afirmar sin temor a equivocarse que fue una mujer singular. Demostró desde muy corta edad su disposición a trabajar por el bien común y ayudar a los más necesitados.
Inició su tarea, la que duraría hasta el mismo día de su muerte, en el norte santafesino. Casada muy joven con Jorge, se estableció en Espín y allí se acentuó su vocación de servicio. La realidad la golpeó. Eran dolorosas las condiciones sociales y económicas del pueblo obrero. Desocupados de una muy conocida empresa forestal británica que, luego de agotar el quebracho colorado en toda la zona, cerró sus instalaciones y dejó a los trabajadores sin sustento y sin futuro.
Silvia y su esposo, levantaron su vivienda y unieron esfuerzos con otros ciudadanos solidarios, y surge Espín, un pueblo para que las personas tuvieran una vivienda digna. En este lugar construyeron también una amplia Escuela de la Familia Agrícola (EFA).
Así mismo, la Sra. Silvia, junto con sus colaboradores, crearon instituciones para

brindar formación para el desarrollo de la comunidad. Este accionar permanente se

extendió a otras provincias. Surge el Instituto de Cultura Popular (INCUPO), con una original propuesta como es utilizar los medios masivos de comunicación, la radio particularmente, para lograr la capacitación integral de los adultos.




FUNDAPAZ

“Abre tu boca por el mundo
En el juicio de todos los desvalidos.
Abre tu boca, juzga con justicia
Y defiende la causa del pobre y del menesteroso”.
-Proverbios, 31, 8 y 9


El jalón que realza su carrera solidaria es, sin lugar a dudas, la creación en 1973 de la Fundación para el Desarrollo en Justicia y Paz. (FUNDAPAZ).
Gracias a la generosidad de las Hermanas del Sagrado Corazón y a la visión del matrimonio Pereda se concreta un sueño.
Estas personas blandían en sus corazones el amor y la esperanza por un futuro digno para los menos favorecidos y sus familias. Y comprendieron que se debía hacer algo ante la pobreza de tantos hermanos en el norte argentino
La Sra. Silvia inspirada por su formación y apostolado religioso, pone en hechos, los postulados del Concilio Vaticano II y los documentos de Medellín. Su corazón hacía suyo el pensamiento de los papas Juan XXIII y Pablo VI.
FUNDAPAZ surge como respuesta a la indigencia, a la injusticia y a la marginación. Está destinada a 3.500 familias indígenas y criollas (aproximadamente
17.000 personas). Es una sociedad civil sin fines de lucro, nacida en Vera, Santa Fe, Argentina.
Esta institución asume el compromiso solidario de buscar los caminos para “la promoción de todo hombre y de todos los hombres, mediante el desarrollo en Justicia y Paz”.1)
Trabajó siempre acompañada de su esposo, y de las Hermanas del Sagrado Corazón para concientizar a toda la sociedad sobre la problemática del criollo y los integrantes del pueblo Wichi. Pedía que ellos se hicieran oír “con su propia voz”-
Señalados están sus Objetivos en su Acta fundacional:

* Alentar el protagonismo de las familias, grupos y organizaciones indígenas y criollas para su desarrollo integral y sustentable.

* Apoyar técnica y financieramente la búsqueda de alternativas productivas, adecuando los métodos y procesos a la cultura de los destinatarios.
* Facilitar procesos de comunicación, información e intercambio entre grupos, comunidades, organizaciones y diferentes ámbitos de la sociedad.

* Promover la toma de conciencia de los distintos sectores del país sobre la urgencia de realizar los aportes necesarios para un verdadero desarrollo en justicia y paz.-
PROGRAMAS

 Promoción de familias campesinas e indígenas en Salta, Santiago del Estero y Santa Fe (financiado por Pan Para el Mundo)
 Mejorar la seguridad alimentaria a través del fortalecimiento de
organizaciones campesinas e indígenas (Heifer Foundation)
 Acceso a la tierra y mejora de los sistemas productivos de familias
Indígenas y campesinas del Chaco Argentino (Cardenal Leger)
 Mejora de la producción apícola y lanera (Programa Manos a la
Obra - Ministerio de Desarrollo Social).

 Generación de empleo y producción sustentable del bosque
chaqueño argentino (DOEN)
 Apoyo y acompañamiento a la defensa y promoción de los derechos de indígenas del Gran Chaco Trinacional (Church World Service)
 Fortalecimiento del rol de las mujeres productoras campesinas (Día Mundial de la Oración)
 Acciones para la conservación y el desarrollo sostenible del humedal de los Bajos Submeridionales – coejecutado con Fundación Vida Silvestre Argentina (AECI)- 1)
El actual presidente D. Esteban de Nevares señala: "El ideario de Fundapaz es considerar al autoabastecimiento como fundamental para fortalecer la base alimentaria de las familias, además de la venta de los excedentes."-
Fuente:
http://www.helpargentina.org/es/fundapaz
E-mail: fundapaz.ba@arnet.com.ar





ALMAS GENEROSAS

Generosidad de las Hermanas del sagrado Corazón y la visión del matrimonio Pereda
Se ocupa de ello en el diario LA NACIÓN (edición impresa), el periodista José Ignacio López, quien señala:
-“Todo comenzó en Vera, Santa Fe, hace poco más de 25 años. La Congregación de las

Religiosas del Sagrado Corazón había decidido una importante donación: aplicar lo

producido por la venta de un valioso terreno en el Barrio Norte de Buenos Aires a una

acción que permitiera la promoción humana de los más pobres.
Fue la base para que se constituyera la Fundación para el Desarrollo en Justicia y Paz (Fundapaz),
Desde su origen, Fundapaz _ su nombre buscó expresar el compromiso con "una
promoción de todo el hombre y todos los hombres mediante el desarrollo en
Justicia y paz"-, a lo largo de 25 años, fue tratando de apoyar a las comunidades rurales
en su organización, capacitación y comunicación aportándoles también asistencia
técnica y económica.
Promueve el manejo sustentable del medio ambiente; el desarrollo caprino para
producción de carne y leche; la promoción del acceso a la propiedad de la
tierra; la promoción de la mujer como factor fundamental del desarrollo familiar y
comunitario; el mejoramiento y ampliación de la producción de huerta y granja para
autoconsumo; la provisión de agua potable y para riego y bebida de los animales, y el
mejoramiento de la comercialización de todos los productos.
La asistencia técnica de equipos interdisciplinarios y la ayuda económica mediante
subsidios y pequeños préstamos son los instrumentos de que se vale la
institución, que procura ser "puente de doble mano" y busca favorecer el diálogo social
para que se dimensionen las situaciones de pobreza y sus causas, así como las
iniquidades que sufren grandes regiones del norte del país. Fundapaz procura alentar la
reflexión y el análisis sobre las cuestiones que atañen al desarrollo humano, las
tendencias del Estado en un mundo globalizado y su articulación con las organizaciones
sociales; el cambio cultural, los nuevos pobres en la posmodernidad, la producción de
capital social y el rol de la Iglesia.
Así quedó dicho durante los actos por el aniversario y en algunos trabajos especialmente editados, como el Eloy Patricio Mealla. A partir de la experiencia realizada en las grandes inundaciones de 1983, cuando se desarrolló la campaña Regreso con esperanza, Fundapaz puso en marcha, junto con Caritas, las conferencias
de Religiosas y Religiosos, las iglesias evangélicas y cerca de 40 instituciones, un programa social destinado a atender a las familias más pobres damnificadas por las últimas inundaciones, que aún afectan a unas 30.000 familias y que causaron pérdidas, sólo en la agricultura, por más de 1000 millones de pesos.
En amplios sectores del norte del país -Santa Fe, Chaco, Santiago del Estero, Salta, Formosa- se reconoce a Fundapaz como testimonio de lo que significa el desarrollo integral. Esa misión de promover el desarrollo a través de pequeños grupos sigue vigente, escribió Jorge Pereda, uno de los protagonistas de la experiencia. "El hombre, hoy desorientado y a la intemperie como nunca, necesita de la solidaridad para
adecuar la competitividad, que lo deja solo y finalmente inerme. La solidaridad, en cambio y como siempre, lo une y lo integra para -con los otros- descubrir el camino.”-

López, José (1999)
Asociación Latinoamericana de Educación Radiofónica

La Sra. Silvia Stengel fue presidenta e impulsó el desarrollo de la Asociación Latinoamericana de Educación Radiofónica (ALER). En esta tarea se consolidó su vocación de servicio, desafiando las inclemencias del tiempo, recorriendo arenales o zonas anegadas en viajes de varios días de duración, para llegar hasta los pueblos originarios.
Estando ya quebrantada su salud, tuvo bajo su responsabilidad el sector de Proyectos de Caritas Argentina.
Plasmó sus ideas en un Documento de gran profundidad y vigencia, sobre la propiedad de la tierra de los pueblos originarios. Se ocupó durante veintinueve años de la problemática de la vivienda en la que puso el acento especialmente después de las devastadoras inundaciones del litoral. Propició el desarrollo y la dignidad de la mujer; la salud para todas las personas; la capacitación y formación a fin de lograr la inclusión social de las personas menos favorecidas, los marginados, los excluidos.



Se puede afirmar que dio su vida hasta la última gota. Enferma de cáncer, no escatimó esfuerzos para plasmar en la realidad su ideario: "La persona que cree que el cambio es posible, lo va a buscar incansablemente".
Silvia Stengel falleció el 21 de febrero del 2001. En Espín, en el patio de la Escuela de la Familia Agrícola, solar tan caro a los sentimientos de esta venerable mujer, se celebró una misa. A este solemne acto religioso concurrió una importante cantidad de gente. Se realizaron peticiones y ofrendas: Cacharros con tierra de diversos
sitios por ella visitados, un pequeño algarrobo, y una Cruz de palo santo, artesanalmente realizada por los integrantes del Pueblo Wichi.
Después de realizada la misa, una procesión detrás de la Cruz Wichi recorrió un tramo hasta llegar a un sitio donde se realizó el acto final. Se colocaron las cenizas que se fueron mezclando con la tierra.
Luego se clavó la Cruz Wichi. Al lado se colocó una tabla de quebracho que lleva grabado el pensamiento que la describe tal como era ella:" La persona que cree que el cambio es posible. Lo va a buscar incansablemente".
Se colocaron a su alrededor muchas flores multicolores y plantas propias de la región. Finalizó la ceremonia cantando los miembros de la comunidad, el villancico "Noche de Paz". Canción que ella entonaba con los vecinos, en todas las navidades, en el pesebre viviente que organizaba.
Desde mi punto de vista, la vida de la Sra. Silvia es toda una lección inolvidable para nuestra sociedad, más aún, en este tiempo en que se ha instaurado una cultura de los contravalores.
Su semilla ha germinado. Se aprecia en la vigencia de las Instituciones que presidió. Valorada por las comunidades wichi, con las que trabajó en los Departamentos de San Martín, Orán y Rivadavia, para que cesara el desmonte. Impulsó, con ecuanimidad y amplio criterio que, en un fallo unánime, el máximo tribunal de la Nación, acate la demanda de 18 comunidades indígenas y familias de campesinos, y ordene la suspensión del desmonte y la tala de bosques nativos, cuya autorización había sido otorgada por el gobierno de Salta.
Ella estuvo presente ante las inundaciones y las sequías del norte santafecino.
El diputado nacional Pablo Zancada, afirmó: _ "Si no fuera por las fundaciones_ (FUNDAPAZ y VIDA SILVESTRE) _ no habría procesos de discusión participativa en los Bajos Submeridionales”, quien consideró que la falta de manejo del agua en esa región se debió a que el gobierno de la provincia de Santa Fe “no escuchó a la gente nativa”.
En estos días donde el individualismo y la falta de solidaridad ganan terreno día a día, es necesario no olvidar que se puede vencer al egoísmo.
El concepto de bien común -gestado en el pensamiento católico por estar imbricado con la Doctrina Social de la Iglesia, y que originariamente fue pensado para el ordenamiento de sociedades agrícolas y sacras (Matteucci, 1983)-debe repensarse en la formulación de una nueva ética política. Todos coincidimos que es ambiguo el término" bien común", sin embargo, claramente lo señala el documento del magisterio eclesial Gaudium et Spes (Concilio Vaticano II, 1965: 74), en donde se afirma que el bien común "abarca el conjunto de aquellas condiciones de la vida social con las que los hombres, familias y asociaciones pueden lograr más plena y fácilmente su perfección propia".
En mi opinión, merece ser conocida la labor de la Sra. Silvia Stengel de Pereda, porque quien se haya atrevido o se atreva a ser virtuoso en beneficio general, es un ejemplo a seguir. Es esta mujer, un referente valioso en lo social, para las generaciones futuras. (GS 74)
Es preciso señalar que fue admiradora del Premio Nobel de la Paz, la Madre Teresa de Calcuta: valioso referente de toda la humanidad.
Fue la visión de su vida el compartir, haciendo suyo el relato de la Madre Teresa: _"En una ocasión, por la tarde, un hombre vino a nuestra casa, para contarnos caso de una familia hindú de ocho hijos. No habían comido desde hacía ya varios días. Nos pedía que hiciéramos algo por ellos. De modo que tomé algo de arroz y fui a verlos. Vi cómo brillaban los ojos de los niños a causa del hambre. La madre tomó el arroz de mis manos, lo dividió en dos partes y salió. Cuando regresó le pregunté: que había hecho con una de las dos raciones de arroz. Me respondió: " Ellos también tienen hambre".
Sabía que los vecinos de la puerta de al lado, musulmanes, tenían hambre. Quedé más sorprendida de su preocupación por los demás que por la acción misma. Por lo general, cuando sufrimos y cuando nos encontramos en una grave necesidad no pensamos en los demás.
Por el contrario, esta mujer maravillosa, débil, pues no había comido desde hacia varios días, había tenido el valor de amar y de dar a los demás, tenía el valor de compartir.
Frecuentemente me preguntan cuándo terminará el hambre en el mundo. Yo respondo: Cuando aprendamos a compartir". (Madre Teresa de Calcuta).


CONCLUSIÓN:
La aportación fundamental de este trabajo es poner de manifiesto la vida plena de
entrega al prójimo, y del compromiso por la vida, de la Sra. Silvia Stengel, una mujer ejemplar.
Se puede desprender de todo lo dicho, que esta señora, madre de seis hijos, bregó junto a su esposo y colaboradores, por los derechos del pueblo Wichi, de las familias desamparadas, desvalidas y olvidadas, porque creyó que una persona necesitada, debe ser auxiliada de corazón.
Su labor se enfocó a dar los instrumentos para que todos logren su sustento a través de la dignidad del trabajo porque es, ante todo, un medio fundamental de perfeccionamiento personal.
El propósito de su acción comunitaria fue la inclusión social y la recuperación de las tierras de los pueblos originarios, y el acceso a la vivienda de todas las familias.
Cada uno de los aspectos que abordó en el transcurso de su vida pública, constituye una herramienta clave para la construcción de dignidad, partiendo de la premisa básica de que todos los derechos humanos son indivisibles y existe una interrelación de los mismos.-

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS:


-DE FUNDAPAZ. Disponible en Internet en
http://www.helpargentina.org/es/fundapaz, E-mail: fundapaz.ba@arnet.com.ar
GS, 25-74 "Gaudium et sps", Constitución pastoral sobre la Iglesia Actual, Concilio Vaticano II. Disponible en: www.episcopado.org/portal/index.php?option=com.
ICN, 196 Iglesia y Comunidad Nacional, Documento de la Conferencia Episcopal Argentina. (8 de mayo de 1981).
LEYES/. LEY.../6067.htm .Disponible en Internet en www.camdipsalta.gov.ar/
LÓPEZ, JOSÉ: (8 de febrero de 1999): Artículo de opinión, edición impresa LA NACIÓN.
PRESAS. A.: Comunicación personal
RIVERA, JULIO C.: (1992) Instituciones de Derecho Civil. Parte general .Tomo I. Buenos Aires: Abeledo Perrot. -

                      AMALIA LATEANO-2009

1 comentario:

HEMILSE FRANCO dijo...

Amalia, me encanto el comentario que publicaste, como todo lo que tu haces. Si hubiera muchas personas como Silvia como cambiaria nuestro diario vivir. Un besooo grande Hemilse